lunes, enero 14, 2008

Ibones de Anayet

13/01/08

Excursión invernal a los Ibones de Anayet. Equipo compuesto por Rafa, Roger, Toni, Celeste y Carlos. Por fin volvíamos a calzarnos las raquetas, después de la poca nieve que hubo el invierno pasado.

La idea inicial era subir al Vértice de Anayet y continuar hasta el Arroyeras, pero nos llevó bastante tiempo alcanzar los ibones al tener que abrir traza sobre nieve virgen. Además había riesgo de aludes y no era prudente meterse por palas inclinadas.

Durante la subida, a nuestras espaldas bellas panorámicas de las montañas nevadas del Vale de Tena. Desde los ibones, helados y cubiertos de nieve, espectaculares vistas del Anayet y del Midi d'Ossau.

En total, entre ir y volver unas 5 horas de excursión.

Fotos:

Salimos de uno de los parkings (Anayet) de la estación de esquí de Formigal:
Riesgo 4 de aludes, habrá que tener cuidado por dónde nos metemos. Al menos intentaremos llegar a los ibones de Anayet:
Así que sin pensarlo demasiado nos adentramos en el barranco de Culivillas.
Pequeñas dificultades iniciales para cruzar los torrentes:
¡¡ y lo que nos queda todavía para llegar hasta el fondo del barranco !!:
Es duro abrir traza ...
pero estas vistas recompensan nuestro esfuerzo y nos animan a seguir adelante:
Vamos ganando metros gracias al trabajo en equipo:
y la más moderna tecnología nos mantiene en contacto:
Por fin llegamos al llano de los ibones de Anayet. Espectaculares vistas de Pico de Anayet y del Vértice de Anayet, que aunque desde aquí no lo parezca es más alto que el pico:
y como no, el impresionante Midi d'Ossau:
Durante la bajada nos acompaña el Sol y podemos disfrutar de bellas panorámicas de las montañas nevadas del Valle de Tena.

Infiernos, Garmo negro, Algas, Argualas y abajo las pistas de Formigal:
Del Balaitús y los Frondellas al Argualas:
Del Balaitús y los Frondellas a los Infiernos:
Además de mirar al horizonte, si observamos a nuestros pies podemos ver los torrentes nevados parecen postales navideñas:
Llegamos con los últimos rayos de sol:
felices y contentos:
y de nuevo nos encontramos con el bullicio de los esquiadores (esto no es para mi):
Como siempre, el éxito de una excursión depende una preparación adecuada: