martes, agosto 02, 2011

Peralta de la Sal, Zurita y Gabasa

24/07/2011
Bonita excursión circular por la zona de Peralta de la Sal y Gabasa, visitando lugares como la fuente donde nace el río Sosa y las cascadas de Gabasa. Y todo esto prácticamente al lado de casa.

Salimos de Peralta hacia el castillo de la Mora. Para coger el camino hay que cruzar el puentecillo que hay justo en frente del Santuario de San José de Calasanz y salir del pueblo por la zona de las piscinas, yendo hacia nuestra derecha y siguiendo la GR-23.

Después de andar un rato, nos desviamos de la GR-23 para subir al castillo y ermita de la Mora, que son una excelente atalaya de la zona. Hacia el norte se pueden divisar los Pirineos (Monte Perdido, Posets, Maladetas, etc) y hacia el sur contemplar la inmensa llanura que se extiende entre Lérida y Huesca.

Ermita de Nuestra Señora de la Mora
Castillo de la Mora
Maladetas y Aneto
Tras visitar brevemente el castillo y la ermita de la Mora deshicimos el camino y volvimos a retomar la GR-23, continuando dirección Baélls. En ese punto la pista atraviesa bosques de pinos y el recorrido se hace más agradable. La idea era continuar hasta que la GR-23 enlaza con la pista que sube al pueblo Zurita, pero desde el camino vimos un atajo y cruzando unos sembrados enlazamos con dicha pista.

Al poco alcanzamos el pueblo Zurita, pasando antes por unos antiguos pozos de hielo. Hay unos carteles que explican que los monjes Escolapios hacían negocio fabricando hielo en invierno, almacenándolo en estos pozos y luego vendiéndolo en las poblaciones de la zona; con la llegada de las neveras se les debió fastidiar el invento.

Zurita es un pequeño pueblo que está en un lugar con mucho encanto (vamos, que está en medio del monte). Parece un poco abandonado pero actualmente hay una casa rehabilitada como casa de turismo rural. También vimos gente escalando en la roca que hay encima del pueblo.
Zurita

Escaladores
Desde Zurita la pista se convierte en un sendero. El sendero va cruzando la sierra hasta dejarnos en un nuevo barranco, donde enlaza con una pista que sube de Peralta por el barranco de Comadivo. En ese lugar hay una fuente, pero está vallada. Aunque no pudimos refrescarnos con el agua de la fuente, aprovechamos para comer.

Continuando por la pista se llega a un campo. El sendero va por la margen del campo, lo comento porque ahí nos liamos un poco y nos metimos a subir a la brava por la ladera que quedaba a nuestra izquierda (se intuían senderos), hasta que vimos que por ahí no era. Tras cruzar el campo la pista se ve más clara.

La pista sigue un rato paralela al barranco, luego gira a nuestra izquierda para superar la sierra, desciende un poco y finalmente se llega a la fuente del río Sosa. La fuente es un humilde charco pero da nacimiento al río Sosa que cruza Monzón.
Fuente del Sosa
Desde la fuente del Sosa seguimos por la pista hasta llegar a un frondoso barranco. Hay que cruzar el riachuelo por un puente y seguir paralelos al barranco por su margen derecha, por un camino con bastante vegetación que enseguida nos lleva a las cascadas de Gabasa.

Las cascadas de Gabasa son un sorprendente paraje de gran belleza, que parece más propio de Pirineo que de La Litera. Aprovechamos para descansar un poco y deleitarnos con el lugar.


Cascada de Gabasa
Desde las cascadas de Gabasa a Gabasa hay un precioso y bien cuidado camino que sigue el barranco. Este es el paseo que normalmente se hace desde Gabasa para visitar las cascadas y está salpicado de zonas de descanso con mesas y bancos.

Llegamos a Gabasa. Justo a la entrada del pueblo hay un puente que está apoyado en dos grandes rocas. Unos metros más adelante, dirección Gabasa, hay una fuente que va bien para recargar las reservas de agua. Cruzamos el puente y continuamos hacia Peralta por la ruta señalada como El Salinar. Durante un tramo la senda sigue por el barranco pasando por terreno con mucha vegetación, tanta que a veces parecía que íbamos por la selva (las zarzas incordiaban un poco).

Se acaba el trayecto por el barranco y se llega a un desvío en el que hay que seguir por pista que queda a nuestra derecha. Al poco se llega a la salina de El Salinar. Desde ahí en unos pocos minutos más se llega de nuevo a Peralta.

Agradecer a Manuel y Santi su reseña que nos sirvió de inspiración: http://manuelprejubilado.blogspot.com/2011/02/circular-por-peralta-de-la-sal-zurita.html

Track:

2 comentarios:

Santi dijo...

Enhorabuena amigos, como habeis podido comprobar es una bella excursión. Os invito a repetirla en otoño, al menos el tramo del barranco de Gabasa, espectacular a finales de octubre o principios de noviembre, o cuando las circunstancias lo permitan!!! Salud y montañas.
Santi.

Jordi dijo...

Felicidades por este interesante blog. Vuestra sonrisa es maravillosa.